InnoCámaras, el plan para pymes innovadoras

:: r. c./
:: r. c.

La Cámara de España pone a disposición de las empresas, a través de la red de cámaras, más de 23 millones del FEDER para impulsar su competitividad

JOSÉ A. GONZÁLEZ

En los últimos años, el número de pymes en España se ha reducido un 4,4%, según datos de 2017. Sin embargo, a pesar de la caída en la creación de estas nuevas compañías, las pequeñas y medianas empresas suman el 46,3% del total del gasto que se realiza en innovación.

Un porcentaje que es muy superior a los datos de las primeras economías de Europa. En el caso de Francia, el gasto en este apartado asciende al 23%, mientras que en Alemania se queda en el 11%.

Por duodécimo año consecutivo, el Programa InnoCámaras de la Cámara de España vuelve a llevar la innovación a las pequeñas y medianas empresas. Una nueva edición que tiene «como objetivo la contribución a la mejora de la competitividad de la PYME, mediante la adopción de una cultura a favor de la innovación permanente para lograr un crecimiento económico sostenido».

«La demanda es alta, por lo que en los primeros días de la convocatoria suele cubrirse el cupo»

Para este periodo, dentro del 'Programa Operativo Plurirregional de España' (2014-2020) del FEDER, está previsto la extensión del Programa a todo el territorio nacional. Para este periodo, el total de Ayuda FEDER disponible es de 23.666.738 euros.

Una cifra gestionada a través de las diferentes cámaras de comercio que van adhiriéndose al programa. «El interés de las empresas es enorme y, por tanto, también la demanda, así que en los primeros días de la convocatoria suele cubrirse el cupo», responde Mar Díaz, responsable de InnoCámaras de la Cámara de España. La previsión es que en este periodo, un total de 4.282 empresas reciban ayudas, mientras que el impacto de este programa alcance a las 9.375 empresas.

Ejemplo de Biboo Bikes

Una de las empresas beneficiadas por este programa es Biboo Bikes, una pequeña compañía vizcaína dedicada a la venta de bicicletas eléctricas. Una incursión en el proyecto gracias a «una recomendación de unos proveedores sevillanos», señala Pretty Sangrona, responsable de Biboo Bikes. «Era un proyecto que haríamos seguro por ser estratégico para nosotros», añade.

Su incursión en InnoCámaras les ha servido para refrescar su imagen de marca de la compañía y «proyectar la seguridad que queremos trasmitir a nuestros clientes». Gestionado a través de la Cámara de Comercio de Bilbao, los responsables de esta tienda vasca de bicicletas electrónicas han recibido asesoría técnica para llevar a cabo su cambio de 'look' y una ayuda económica para llevarlo a cabo, «que para las pymes es más importante aún», recalca Sangrona.

La I+D+i como reto

La salida de la crisis ha permitido respirar a las pymes españolas y seguir la senda de la innovación. «Hay que intentar detectar el momento más propicio para hacerlo. Y lo más difícil es eso... saber cuándo es el mejor momento», relata Sangredo. «De todas maneras, nosotros siempre intentamos innovar a todas las escalas», añade.

El Programa InnoCámaras se orienta hacia las demandas específicas de las PYME españolas, mediante el desarrollo de una metodología mixta de diagnóstico, apoyo en el proceso innovador y difusión del conocimiento. «Las condiciones imprescindibles para ser beneficiarios del programa de ayudas son ser pyme o autónomo, estar al corriente de las obligaciones tributarias y frente a la Seguridad Social y, además, tener la intención de mejorar la competitividad a través de la incorporación de la innovación», apunta la responsable de InnoCámaras de la Cámara de España.

Un programa dividido en dos fases donde las Cámaras estudian pormenorizadamente las candidaturas de pymes y autónomos que se presentan. El primer paso es un diagnóstico asistido y personalizado, donde InnoCámaras cuenta con una red de tutores de innovación especializados y formados en la metodología del Programa.

Una vez finalizada la fase anterior, con resultados positivos, comienza la ejecución del Plan de Implantación, en la que se apoya a las Pymes y autónomos en la incorporación de soluciones y métodos de gestión de la innovación derivados de las recomendaciones efectuadas en el diagnóstico.

Estos planes de implantación cuentan con ayudas de hasta el 80% sobre un presupuesto máximo de 7.000 euros. «El grado de satisfacción de las pymes beneficiarias del programa InnoCámaras es muy alto», sentencia la responsable de InnoCámaras de la Cámara de España, Mar Díaz.

Temas

Feder
 

Fotos

Vídeos