La Rioja, hacia la Industria 4.0

Miembros de la Asociación Empresarial Innovadora del Sector TIC de La Rioja. /Antonio Díaz Uriel
Miembros de la Asociación Empresarial Innovadora del Sector TIC de La Rioja. / Antonio Díaz Uriel

AERTIC crece y evoluciona junto a las empresas de La Rioja

Diego Marín A.
DIEGO MARÍN A.Logroño

La Asociación Empresarial Innovadora del Sector TIC de La Rioja (AERTIC) nació en el 2010 y no para de crecer. Actualmente cuenta con casi 90 socios. La entidad evoluciona junto a las empresas de La Rioja. «La tecnología y la innovación se dirige hacia la digitalización de la industria. La presente revolución industrial debe ser digital, tecnológica. La dificultad es cómo llevar las innovaciones más importantes a las empresas riojanas, que tradicionalmente han sido de sectores agroalimentarios», explica José Luis Pancorbo, presidente de AERTIC.

«La apuesta es hacer política industrial. La digitalización es la herramienta de la política industrial», considera José Luis Pancorbo, sin olvidar que es esencial «el talento, la formación y la educación, en los que el sector TIC tiene mucho que decir como finalista de las personas formadas porque estamos empleando a recién titulados, somos intensivos en crecimiento de empleo, pero también tenemos que ayudar en las políticas educativas». Por ejemplo, AERTIC colabora con la Universidad de La Rioja en la organización del Máster en Tecnologías Informáticas y también en el Máster de Digitalización para los alumnos de GADE.

Tecnología integradora

«Para avanzar en innovación deberíamos interiorizar entre las administraciones, instituciones y la empresa privada que la apuesta es hacer política industrial, la educación y formación en competencias tecnológicas es política económica y la integración de los colectivos más desfavorecidos en el mercado laboral a través de las TICs es hablar de política y economía social», expone José Luis Pancorbo, presidente de AERTIC, quien considera además que «la tecnología es absolutamente integradora». Por tanto, el consejo es claro para las empresas por parte de Pancorbo: «No debe de haber miedo por innovar. La manera más fácil de innovar es recurrir a un experto y AERTIC la forman 90 empresas especialistas para ayudar a innovar a cualquier sector».

Por otra parte, un empeño de AERTIC es la recualificación de los profesores en competencias digitales, para transmitirlas a los alumnos. «La digitalización debe ayudar a circular los perfiles profesionales. Muchas personas tienen un currículum que no les garantiza el empleo y una formación en competencias digitales les ayudaría a reescribir su currículum profesional y vital para poder encontrar un nuevo proyecto profesional», señala el presidente de AERTIC, sin olvidar que esto supone «un reto porque el sistema educativo va muy por detrás de esta necesidad social y con el estallido del sistema formativo en el Estado para estudiantes y desempleados el reto es aún más importante». «Contamos, además, con una ventaja, y es que el estudio del 'Mapa de talento en España' (COTEC) arroja datos muy positivos para nuestra comunidad, posicionándola en segundo lugar en retención de talento y en séptimo lugar en 'Índice de talento'. Por tanto, también hay trabajo en la atracción de talento, dando a conocer fuera las bondades de La Rioja», añade el presidente de AERTIC.

«Aumentar el empleo»

A nivel regional, la Industria 4.0 es la meta. «Es necesario la comunicación de las máquinas con el 'software' y cambiar la relación con el cliente, además de formar al capital humano en innovación aplicada a los diferentes sectores», subraya Pancorbo. Y es que «en una región con un modelo de industria mayoritariamente agroalimentaria y con estructuras familiares, la economía es tradicional, por lo que los inhibidores de innovación se producen más en las empresas pequeñas, en las que las estructuras están menos profesionalizadas», apunta.

El sector TIC vive «la 'tormenta perfecta'», describe Pancorbo, porque «hay carencia de personal formado pero, además, después de años apostolando por la digitalización de las empresas, otros sectores industriales se han sumado contratando personal formado en nuevas tecnologías». «Si todos empujamos para que se mejore la transversalidad y que los profesionales mejoren su cualificación digital, contribuiremos a reducir la brecha social y a aumentar el empleo», considera José Luis Pancorbo.